jueves, 11 de junio de 2009

Vámonos de Boda

Hay detalles que pueden marcar diferencias en una boda. Mi hermana, por ejemplo, se casó el sábado e hizo su entrada al banquete nupcial al ritmo de la marcha imperial de Star Wars -ahí lo dejo-

Se puede empezar diseñando unas invitaciones originales. Las que le hice a mi sister simulaban una tarjeta de embarque -su marido es piloto-




Estas otras tampoco están nada mal -vistas aquí-




Luego puedes encargar unos anillos geek, como éstos.



O pedir una tarta fuera de lo común, ¿con forma de tetris quizás?

(visto aquí)

Y para terminar, si lo que quieres es casarte vestido y rodeado de lo que siempre soñaste -por muy friki que sea- no dejes de ver éste vídeo, vale la pena ;)

4 comentarios:

José Antonio.- dijo...

Lo de la marcha imperial es alucinante!!! Yo creo que pondría la marcha de Mickey Mouse! jajajaja.. :-) Aunque bueno, mi boda.. jajajajajaja

yordhana dijo...

Las invitaciones te quedaron geniales, veo que te liaron para que aportases ideas y te has puesto al día de bodas... Ahora sólo hay que encontrar a la chiquita :P

No es por ser borde, pero no son usb, son más bien de red o de telefono (no estoy segura :P)
Millones de patunetes :P

Carlos Pro, el Blog dijo...

José Antonio, Mickey Mouse mola también!!
Yordhana, no me hables de bodas para mí, por Dios!! y lo del USB es verdad, no me había fijado!
Besets!

noah dijo...

jaja, creo que la originaidad de mi invitación de boda brilló por su ausencia!! qué chulas!! Yo también me casé en el Meliá (porque, realmente lo de antes importa? jeje) y entré al salón al ritmo de Safri Duo.... qué tiempos aquellos...